Qué enseña la Biblia sobre el pacifismo?

Ministerios Antes del Fin

¡Era hora de que la Iglesia de Jesucristo proporcionara respuestas!

¿Confundido por las profecías? 
Ver... 
¡Panorama profético!
La Verdad os hará libres

  • Material para la Familia

  • Campo misionero de ADF

  • Material para Niños

  • Creacionismo Científico

  • Preguntas y Respuestas

  • Diccionario Profético

  • Declaración de Fe

  • Nuestro Director

  • Lo Último en Profecía

  • ¡Diviértase un poco!

  • Preguntas frecuentes

  • Galería Fotográfica

  • ¡Contribuya!

  • Noticias proféticas

  • ¿Libros?

  • Defienda su fe

  • Diccionario Teológico

  • Testimonios

  • ¿Desea ser salvo?

  • Contáctenos

  • Biblias en Españól

  • La Biblia Responde

  • Sexualidad

  • Multimedia

  • Misterios Revelados

  • Encuestas semanales

  • Caricaturas Editoriales

  • Sermones en MP3

  • Música MP3 para bajar

  • Sectas y Religiones

  • ¿Qué enseña la Biblia sobre el pacifismo?
    Autor: Dr. Dawlin A. Ureña
    (El Dr. Ureña es Pastor, y miembro de la Asociación Científica
    CRS - Creation Research Society)

    La Biblia enseña que un día, cuando el Señor Jesús regrese e instaure su reino en la tierra, ya no habrá más llanto ni dolor. ¡No habrá más guerra!

    Los diferentes gobiernos del mundo gastan miles de millones de dórales anualmente en armamentos. ¿Se imagina lo que sería de este mundo si esos recursos fueran dirigidos a tratar de obtener igualdad social, a la construcción de acueductos, puentes, mejores y más seguras carreteras, mejor educación y alimentación, erradicación de enfermedades, irrigación…? Amigos y hermanos… ¡La guerra es el infierno en la tierra!

    Sin embargo, vivimos en un mundo donde el mal aumenta a niveles escandalosos en vez de disminuir. Vivimos en un mundo donde los países más pobres toman préstamos de los países más ricos, los políticos de estos países más pobres, en vez de cuidar con celo estos recursos prestados, se roban la mitad o más de dichos recursos, con lo poco que dejan, construyen obras con los materiales más baratos, a menudo hacen obras contrarias a las necesidades sociales, simplemente porque éstas quizás proporcionan mayores beneficios, y con tales recursos se compran los vehículos y las casas más lujosas. Además de todo esto, viven una vida totalmente ostentosa, y cuando llega la hora de pagar los préstamos, acompañados de los intereses, entonces incitan a la población a lanzarse a las calles, a luchar contra sus hermanos, los servidores del orden público, en protesta por el "abuso" del país que le hizo los préstamos, cuando los mismos demandan los pagos, que para que tal préstamo fuera concedido, el país pobre acordó en cumplir.      

    ¿Quién terminará pagando los préstamos que en principio se robaron los desleales políticos? La pobre e indefensa población, quien a menudo tendrá que adquirirlo todo más caro, gracias a los dolosos impuestos y aumentos indiscriminados impuestos sobre ellos, para cubrir con los pagos de la deuda.

    Este círculo vicioso, acompañado por la gula insaciable de las sociedades más ricas, nos muestra que el mal en el corazón del hombre es en realidad el verdadero responsable de la situación de miseria por la que están pasando muchas sociedades; que es el corazón goloso, pecaminoso, negro… del hombre el verdadero responsable por la situación de ignominia en que se encuentra sumida gran parte de las sociedades en la tierra.

    El mal reina y el resultado del mal es un nivel mayor de malestar.

    "Mas los malos hombres y los engañadores, irán de mal en peor, engañando y siendo engañados" 2 Tim. 3:13

    Siempre y cuando tal actitud reine en los corazones del hombre, los hombres justos deben tratar de impedir que el mal cree una hecatombe. Los hombres honestos deben oponerse al robo y a la codicia de los que desean explotar al abandonado y al infeliz. Los hombres de valores morales deben oponerse a la esclavitud e ignominia a que se somete al hombre a través de la opresión esclavizadora de la ignorancia. El hombre de Dios debe tomar una posición firme contra el mal siempre que sea posible… siempre que lo haga con humildad y con las motivaciones correctas.

    Yo sé que existen muchos cristianos que creen que la guerra y la participación en ella es inmoral. Yo personalmente respeto su posición y desde el punto de vista humano, entiendo. Cada persona debe analizarse a sí mismo y escuchar la voz de su conciencia. Sin embargo, yo no creo que la Biblia enseñe el pacifismo como única alternativa.

    ¿Qué enseña la Biblia con respecto a la participación de los hijos de Dios en la guerra?

    La Palabra nos enseña que nosotros debemos tratar de levantar el yugo de opresión de los hombros de aquellos que se encuentran oprimidos. No obstante a que la oración es una arma de incalculable valor, la misma no es la única alternativa. La toma de acción es muy frecuentemente el penoso camino que debemos recorrer.

    ¡A menudo la opresión es tan indiscriminada que llega a límites desmesurados y la oración es sólo una de las armas a usar!

    "El clamor, pues, de los hijos de Israel ha venido delante de mí, y también he visto la opresión con que los Egipcios los oprimen. Ven por tanto ahora, te enviaré a Faraón, para que saques a mi pueblo, los hijos de Israel, de Egipto."
    Éxodos 3:9-10

    "Y cuando viniereis a la guerra en vuestra tierra contra el enemigo que os molestare, tocaréis alarma con las trompetas: y seréis en memoria delante de Jehová vuestro Dios, y seréis salvos de vuestros enemigos."
    Números 10:9
    Procesos democráticos

    Muchas veces los procesos democráticos son la respuesta a la opresión. Un pueblo sufre por un tiempo por un error político, pero cuando tiene la oportunidad se deshace del opresor. Esa es la ventaja de la democracia. Ese es un ejemplo de un proceso pacífico que funciona. Esta es una ocasión donde la oración es acompañada de un deber: cuando los ciudadanos llenan las urnas de votos que le dicen categóricamente ¡No! al opresor.

    Uso de la fuerza militar

    Sin embargo, a veces lamentablemente el opresor solamente responde a la fuerza. Por ejemplo, ¿Dónde estaría el mundo de hoy si Estados Unidos y los aliados hubieran fallado en responder militarmente a las fuerzas Nazi de Adolfo Hitler? Los libros de historia se encuentran llenos de instancias donde una fuerza militar a erradicado, a través del recurso de la guerra, una tiranía o a un régimen opresor.

    ¿Qué significa "pacifismo"

    De acuerdo con el diccionario de la Academia Española, "pacifismo" se define como el conjunto de doctrinas encaminadas a mantener la paz entre las naciones. Pero, ¿No es a menudo cierto que la paz sólo está al alcance a través del uso de la fuerza? Piense en los escenarios siguientes:

    ¿Qué habría sido del mundo si los japoneses no son vencidos en la Segunda Guerra Mundial? ¿Qué habría sucedido en Europa si las huestes islámicas no hubiesen sido detenidas cuando intentaban diseminar las enseñanzas de Mahoma a través de la invasión y la opresión europea? ¿Qué habría sucedido si el Sur esclavizador no hubiese sido obligado a aceptar la abolición de la esclavitud por parte de los ejércitos del Norte, en Estados Unidos? ¿Qué habría sucedido en el mundo árabe si a Sadam Hussein no se le hubiese puesto en claro el mensaje de que su agresión contra sus vecinos no sería tolerada?

    Estos escenarios no se tratan de regímenes que estaban en paz y otros estados vinieron, y medalaganariamente los agredieron. ¡No! Se trata de hombres e ideales que universalmente se perciben como malignos y son constantemente rechazados. La esclavitud de las colonias del Sur en Estados Unidos fue y continua siendo mala. La discriminación de Hitler contra "razas inferiores" fue y continua siendo mala, y así por el estilo. ¡Pues fue la fuerza la única manera de detener estas corrientes nocivas!

    La impresión que me da a mí en algunas ocasiones es que a muchos denominados "pacifistas" les gusta disfrutar de su libertad de protestar y criticar a los que en primer lugar se encuentran luchando y a los que han dado sus vidas para proporcionar tal ambiente de paz y seguridad donde ellos pueden hacer pública su disensión sin temor alguno a ser reprimidos. ¡Qué irónico! Unos mueren en la guerra para proporcionar a otros la libertad de criticar al que murió para que tal libertad sea existente.

    ¿Se justifica que un Cristiano use la violencia?

    En general, el cristiano está llamado a responder de manera pacífica… ¡suponiendo que usted se enfrente a otro ser humano que también sea pacífico! Pero suponga que usted llega a su casa y encuentra a un hombre golpeando y estuprando a su esposa y a su hija de 11 años. Si usted simplemente se sienta en una silla a observar 'pacíficamente" cómo esta persona le proporciona una golpiza a su familia, mientras con estoicismo usted espera su turno de ser golpeado, usted puede ser enviado a la cárcel junto al agresor por su indiferencia. La indiferencia es tan nociva como el crimen mismo.

    ¿Pues que significa "dar la otra mejilla"?

    ¡Dar la otra mejilla cuando una persona abusa de ti no es lo mismo que sentarte ahí y observar a un estuprador maltratar y violar a tu esposa e hija ante tus propios ojos en pos de ser un "pacifista"! Debemos responder un mal con un bien. A menudo, el bien resulta gracias a la "acción" oportuna que tomamos cuando somos agredidos. El bien vino cuando las fuerzas Nazi fueron eliminadas. El bien vino cuando Hussein fue devuelto a su territorio, el bien vino cuando el Sur esclavizador fue obligado a capitular y a acceptar la liberación de los esclavos, etc.

    Dios nos dice claramente su posición en este respecto:

    "El atalaya (centinela) que viere venir la espada, y no tocare la corneta, y el pueblo no se apercibiere, y viniendo la espada, tomare de él alguno; por causa de su pecado fue tomado, mas demandaré su sangre de mano del atalaya."

    Ezequiel 33:6

    Como ciudadanos de dos mundos (del Reino de Dios y de la tierra - ¡donde Satanás es el príncipe!; Ver Juan 12:31 y Mateo 4:8) de nosotros los cristianos se requieren respuestas resultado de la convicción del Espíritu de Dios y además resultado del uso de nuestro conocimiento de la Palabra de Dios y de nuestra percepción delimitada por la nueva identidad que Dios nos ha dado. Como ciudadanos de la tierra, de nosotros se demanda protección efectiva ante ataques contra nuestra persona, contra de nuestra propiedad, o contra nuestro territorio, si es que los medios pacíficos ya han sido agotados.

    ¿Cuál es el papel de la oración entonces?

    No debemos olvidar nunca que a través de la oración, las alabanzas, la adoración… han sido ganadas guerras. En 2 de Crónicas 20:20-23 se nos relata la siguiente historia:

    "Y como se levantaron por la mañana, salieron por el desierto de Tecoa. Y mientras ellos salían, Josaphat estando en pie, dijo: Oidme, Judá y moradores de Jerusalén. Creed a Jehová vuestro Dios, y seréis seguros; creed a sus profetas, y seréis prosperados. 21 Y habido consejo con el pueblo, puso a algunos que cantasen a Jehová, y alabasen en la hermosura de la santidad, mientras que salía la gente armada, y dijesen: Glorificad a Jehová, porque su misericordia es para siempre. 22 Y como comenzaron con clamor y con alabanza, puso Jehová contra los hijos de Ammón, de Moab, y del monte de Seir, las emboscadas de ellos mismos que venían contra Judá, y matáronse los unos a los otros"
    2 de Crónicas 20:20-23

    Note que aunque Dios obró de manera milagrosa, Josaphat tenía su ejército listo para luchar. En esta ocasión, contrario a otras numerosas ocasiones en la historia del Pueblo Escogido, Dios no quiso que se usaran las armas. Lo mismo sucedió con Josué cuando milagrosamente las paredes de Jericó fueron derribadas por Jehová. ¡Pero el ejército estaba ahí!

    ¿No protege Dios a sus hijos para que no se vean obligados a usar las armas?

    ¡Por supuesto que sí! La historia de Israel está atestada de casos en los que Dios milagrosamente hizo que el enemigo se matase entre sí, que se retirara antes de la batalla, que huyera despavorido por la sensación de que el Dios de Israel estaría contra ellos. Dios es capaz de defender a una nación sin el uso de armas. Las oraciones de los Santos en las iglesias y templos no pueden ser sustituidas por la efectividad de las armas más sofisticadas en este mundo. Pero… ¿Cuál es esa nación que usted tiene en mente que sirve tan fielmente a Jehová que Dios defenderá con sus propias manos? ¡Lamentablemente no existe! A excepción de Israel, sobre el cual la Biblia nos dice que Dios mismo lo defenderá cuando los

    ¿No es Estados Unidos una nación "Cristiana"?

    Bueno… es posible que en EE.UU. exista más cristianos que en otras naciones, pero Estados Unidos es una nación secular. Día tras día los rasgos cristianos incrustados en los documentos magnos del país son sustituidos por decisiones judiciales que intentan eliminar toda referencia a Dios de la vida cotidiana del país. La codicia con que se comporta la gente, la idolatría y la perversión sexual que cobija esta sociedad, dice claramente que ¡esta no es una sociedad cristiana! Pues países como este debe recurrir al uso de sus ejércitos para defender sus intereses y sus libertades. Pues nosotros los cristianos que residimos aquí, que somos parte de la sociedad de Estados Unidos, debemos primeramente participar activamente sobre nuestras rodillas en los siguientes campos de batalla:

    1. Solicitando a Dios perdón por nuestros pecados colectivos. Por el aborto, por el racismo, por nuestra idolatría, por la inmoralidad sexual …

    2. Interviniendo sobre nuestras rodillas para que Dios conceda ideales y motivaciones justas a nuestros políticos en lo relacionado a políticas internas y en asuntos extranjeros.

    3. Rogando para que Dios permita que sean elegidos hombres con temor a Dios para que gobiernen el país, tanto en el poder ejecutivo, como en el judicial y en el legislativo.

    4. Y finalmente, estar listos para participar de manera activa, en la defensa de nuestra libertad y de la libertad de otras naciones que se encuentran sumergidas en el abismo de la esclavitud, la tiranía y la opresión.

    Recuerde que observar una injusticia de manera inactiva y pacífica es tan nocivo como participar en ella. ¡Especialmente si usted puede hacer algo para evitar tal injusticia! ¿Acaso no hay "atalaya"?

    ¿Habrá paz algún día, para que no tengamos que recurrir a la guerra?

    La Biblia dice que pronto habrá un cambio drástico en el escenario político mundial. Cristo vendrá aquí a la tierra. Para que todos sepan quién es, Él vendrá tal y como se fue días después de que le crucificaron. ¡Todos sabrán que ese es Jesús de Nazaret! Y entonces habrá grandes cambios. No más guerra. No más dolor. No más abusos. No más crimen. No más dolo. No más opresión. No más enfermedad. No más atentados suicidas. No más atentados terroristas. No más multiplicidad de religiones engañosas. No más injusticia social... ¡No más duda sobre quién es el que manda!: El Santo de Israel.

    "Este mismo Jesús que ha sido tomado desde vosotros arriba en el cielo, así vendrá como le habéis visto ir al cielo …He aquí que viene con las nubes, y todo ojo le verá, incluyendo los que le mataron; y todos los países de la tierra se lamentarán sobre él… y en el nombre de Jesús se doblará toda rodilla de los que están en los cielos, y de los que en la tierra, y de los que debajo de la tierra"
    Hechos 1:11; Apoc. 1:7; Filip. 2:10 respectivamente.

    ¿Deseas cambiar de nacionalidad? ¿Deseas decir que sí al Rey y Creador del Universo? ¿Deseas recibir en tu corazón la paz que sobrepasa el entendimiento humano? ¡Te invito a que como yo, lo hagas sin esperar un minuto más!

    Pastor Dawlin A. Ureña
    Cambita, S. C., República Dominicana

    Artículos Relacionados:
    Más artículos que revelan los misterios bíblicos

    Regrese a la Página Principal

    Comentarios de los usuarios de ADF manejados por Disqus


    [Página Principal | En qué creemos | ¿Deseas ser salvo? | Galería | Defienda su Fe | Enlace o intercambie banners con nosotros
    | Preguntas a los Evolucionistas | Testimonios |
    Niños | Prédicas y Estudios del Doctor Ureña | Enlaces]