Ministerios Antes del Fin

¡Era hora de que la Iglesia de Jesucristo proporcionara respuestas!

¿Confundido por las profecías? 
Ver... 
¡Panorama profético!
La Verdad os hará libres

  • Material para la Familia

  • Campo misionero de ADF

  • Material para Niños

  • Creacionismo Científico

  • Preguntas y Respuestas

  • Diccionario Profético

  • Declaración de Fe

  • Nuestro Director

  • Lo Último en Profecía

  • ¡Diviértase un poco!

  • Preguntas frecuentes

  • Galería Fotográfica

  • ¡Contribuya!

  • Noticias proféticas

  • ¿Libros?

  • Defienda su fe

  • Diccionario Teológico

  • Testimonios

  • ¿Desea ser salvo?

  • Contáctenos

  • Biblias en Españól

  • La Biblia Responde

  • Sexualidad

  • Multimedia

  • Todo sobre el Rapto

  • Misterios Revelados

  • Encuestas semanales

  • Caricaturas Editoriales

  • Sermones en MP3

  • Música MP3 para bajar

  • Sectas y Religiones

  • Miedo a quemar un Corán:
    ¿Quiénes son los que queman el Corán?

    Desde 1950 hasta hoy en día, más de 10 millones de musulmanes han muerto en nombre del Islam, asesinados por sus correligionarios musulmanes, que cometieron, y cometen, los crímenes en nombre del Corán y de la Shari´a y son ofrecidos a Alá como sacrificios paganos. Los musulmanes no se han enojado ni irritado por esto. En una mezquita pequeña en países no-musulmanes hay centenares de ejemplares del Corán, en una de tamaño medio en los países musulmanes hay millares de ejemplares, y en las más grandes, muchos más. Todas las ramas del Islam tienen el mismo Corán.

    Los musulmanes sunnitas han incendiado infinidad de mezquitas chiítas, y viceversa, musulmanes chiítas han incendiado un sinfín de mezquitas sunnítas, causando la muerte de numerosos fieles musulmanes y la quema de infinidad de ejemplares del Corán. Esto no ha producido el enojo ni el enfado de los musulmanes.

    Según el Centro de Estudios del Islam Político www.politicalislam.com en los 1.400 años de existencia del Islam, los musulmanes han asesinado en nombre de Alá, del Corán, de la Shari´a, y de Muhammad, alrededor de 270 millones de kafir, infieles, 60 millones de cristianos, 80 millones de hindúes, aproximadamente 10 millones de budistas, y unos 120 millones de esclavos africanos.

    Hasta la fecha no ha habido ni una petición de perdón ni disculpas oficiales por parte de organizaciones u organismos musulmanes.

    Esto no ha encolerizado ni airado a los musulmanes.

    Los creyentes más fervientes del Islam han destruido e incendiado sinagogas e iglesias, causando mortandad de judíos y cristianos, y también la quema de Sifrei Torá [Libros de la Torá] y Biblias.

    Muhammad, el fundador del Islam, es quien instauró la tradición musulmana de conquista y destrucción de sinagogas, iglesias y templos paganos y su transformación en mezquitas.

    Esto no ha producido el enojo ni la vergüenza de los musulmanes.

    Antes de la liberación y reunificación de Jerusalem, durante la ocupación jordana de Jerusalem Este, de 1949-1967, 58 sinagogas fueron destruidas en el Barrio Judío del Casco Antiguo de Jerusalem por el ejército jordano tras la toma del área en 1948, y 38.000: tumbas en el cementerio judío del Monte de los Olivos destruidas. Algunas de estas tumbas fueron utilizadas para construir cercas y letrinas para el ejército jordano, así como para cubrir las calles.

    En Israel no ha habido nunca ninguna llamada de rabinos ni de líderes políticos a destruir mezquitas o ejemplares del Corán como represalia.

    Cuando los árabe-palestinos destruyeron las sinagogas tras la retirada de la Franja de Gaza, el Comité de Rabinos del Consejo de Comunidades Judías de Judea, Samaria y la Franja de Gaza llamó a hacer un día de ayuno a los judíos en conmemoración de las sinagogas destruidas.

    En nombre del Corán se han cometido incontables crímenes contra los que los fieles devotos del Islam consideran infieles, judíos y cristianos.

    Tampoco esto ha producido el enojo de los musulmanes ni les ha arrebatado a descalificar a los islamistas.

    En nombre del Islam se discrimina a los cristianos de Pakistán, damnificados en las inundaciones recientes, se les priva de ayuda lo que les depara la muerte en muchos casos, si no se convierten al Islam. Tampoco esto ha enojado ni indignado a los musulmanes.

    Blogs, webs islámicas instan a los seguidores de Muhammad a cometer atentados en nombre de Alá en diversas ciudades del mundo no-musulmán, Dar al-Harb, [la Casa de la Guerra], como recientemente han pedido que lo hagan en Barcelona, España, pero esto no irrita ni enoja ni molesta a los musulmanes.

    Un líder religioso protestante, el pastor Terry Jones, con apenas una cincuentena de seguidores, se ha hecho famoso por la propuesta de quemar ejemplares del Corán el 11 de Septiembre. Esto si que ha provocado la irritación, la ira y el enojo de los musulmanes.

    En absoluto les enojó, todo lo contrario, les alegró, el asesinato y la destrucción de cerca tres mil personas en las Torres Gemelas de Nueva York, ni les molestó que los islamikazes que manejaron los aviones lo realizaran en nombre del Corán y como sacrificio a su divinidad, Alá.

    Barack Hussein Obama, bien conocedor de cómo piensan sus antaño correligionarios musulmanes, advirtió que quemar el Corán reclutaría a más combatientes de Al Qaeda.

    Pero no sólo ha sido Barack Hussein Obama quien ha reaccionado contra el pastor Terry Jones, sino el jefe de las tropas estadounidenses en Afganistán, general David Petraeus, el secretario de Defensa, Robert Gates el jefe del Estado Mayor Conjunto, almirante Mike Mullens, la secretaria de Estado, Hillary Clinton, el secretario de Justicia, Eric Holder, la ex gobernadora de Alaska, Sarah Palin, el Vaticano, y muchos más líderes occidentales han expresado su oposición a la quema planificada del Corán y han advertido que la profanación del Corán podría enfurecer a los musulmanes en todo el mundo.

    Todas estas presiones al pastor Terry Jones son fruto del terrorífico pavor que padecen los occidentales, (habitantes del mundo no-musulmán, según la terminología del Islam), a la cólera de la Espada del Islam.

    Mientras los creyentes más fervientes y ardorosos del Islam se permiten el lujo de asesinar judíos, cristianos, sin cortapisas por parte de nadie, en Occidente hay miedo a la quema de ejemplares del Corán.

    En Occidente hay tanta turbación al Islam que cuando un retardado como Terry Jones se presta a quemar el Corán entra el pánico global a que fieles del Islam se exploten en aviones, en autobuses, en metros, en grandes almacenes y cometan crímenes contra la humanidad.

    Está aumentando la presión de grandes sectores norteamericanos que ven la ubicación de una mezquita en los escombros del World Trade Center como una afrenta y un insulto a las víctimas norteamericanas que tuvieron que escuchar momentos antes de morir el grito de guerra musulmán Allahu Akbar [Alá es el más grande] de los yihadistas.

    La construcción de la mezquita Córdoba es percibida por las familias de las víctimas y por grandes sectores de la población como una provocación similar a la que podría ser una embajada nipona al lado de donde fueron destruidos los buques norteamericanos en Pearl Harbor.

    El promotor de la mezquita declara que podría cambiar su ubicación, al tiempo que advierte amenazadoramente que eso tendría graves consecuencias para EEUU ya que "el Islam lo interpretaría como que está siendo atacado" y las consecuencias que ello tendría para la seguridad norteamericana.

    El imán Feisal Abdul Rauf que recibe el dinero del régimen islamista sunnita wahabita de Arabia Saudita para edificar la mezquita de la Casa Córdoba declaró en el programa 'Larry King Live', de la CNN: "Los titulares en el mundo musulmán serán que el Islam está siendo atacado".

     

    En caso de edificarse en el lugar previsto, con la aquiescencia de los dhimmies: el alcalde de Nueva York, el judío Michael Bloomberg, el gobernador de Nueva York, el cristiano David Alexander Paterson; el representante estadounidense de Nueva York, el cristiano Peter T King; y el antiguo musulmán, presidente de los EEUU, Barack Hussein Obama, los islamistas sabrán que Occidente sucumbe ante el Islam.

    La Mezquita de Córdoba fue levantada sobre la Basílica cristiana de San Vicente Mártir, que por su situación en la ciudad acabó convirtiéndose en el principal templo cristiano de la ciudad y en la sede episcopal. Fue expropiada y destruida en el año 786 d. EC por los musulmanes, para construir sobre ella la mezquita principal de la ciudad. La mezquita simbolizó una victoria sobre los infieles.

    La mezquita revelaba a los musulmanes la victoria militar y conquista y el supremacismo religioso del Islam sobre el cristianismo. En el imaginario totalmente consciente del islamismo y del mundo musulmán una Casa Córdoba en lo Zona Cero tendrá el mismo significado: victoria militar y supremacismo religioso del Islam sobre Occidente, y sobre el cristianismo.

    El chantaje del islamista

    El imán Feisal Abdul Rauf reiteró que su misión es promover la paz y construir un puente entre las distintas creencias religiosas. Aseguró amenazadoramente que "Nuestra seguridad nacional [de los EEUU] depende ahora de cómo negociamos esto, cómo negociamos sobre ello".

    En su opinión, si finalmente la mezquita se levanta en otra ubicación ello facilitará a los islamistas el reclutamiento de nuevos seguidores y hará empeorar la actitud [de los musulmanes] hacia el pueblo estadounidense.

    El imán Feisal Abdul Rauf, que culpó en última instancia a los EEUU del ataque islamista del 11 de Septiembre, no predica con el ejemplo, ya que no está en su mente pedir libertad de religión en Arabia Saudita y que se permita la edificación de iglesias y sinagogas.

    Hace unos años, el imán Feisal Abdul Rauf, en la Institución Chautauqua en Nueva York afirmó: "Siete siglos antes de la Declaración de Independencia fue escrita la Ley Shari'a, que estaba destinada a proteger la vida, la religión, la propiedad, la familia y el bienestar mental. Esta es la razón por la que afirman que Estados Unidos es de hecho un estado conforme a la Shari'a".

    Feisal Abdul Rauf dijo en la ciudad australiana de Sydney que "EEUU y Occidente deben reconocer antes el daño que han hecho a los musulmanes, para que el terrorismo pueda terminar".

    Continúa...

    Atacante suicida musulmán mata a 6 en mezquita del norte de Afganistán

    Fuente: Guysen International News

    Regrese a la página de Fe Islámica ("La Religión de Paz"

    Regrese a la Página Principal

    Comentarios de los usuarios de ADF manejados por Disqus


    [Página Principal | En qué creemos | ¿Deseas ser salvo? | Galería | Defienda su Fe | Enlace o intercambie banners con nosotros
    | Preguntas a los Evolucionistas | Testimonios |
    Niños | Prédicas y Estudios del Doctor Ureña | Enlaces]

    ¿QUIERE BUSCAR UN ARTÍCULO, SERMÓN O VIDEO POR TEMA?
    (Gracia, Salvación, Pornografía, Pecado, Dinosaurios, Masturbación, Nephillim, Perdón, Cash Luna, sexualidad, etc.)
    HÁGALO AQUÍ...

    Sólo sitios recomendados por ADF